¿Comprar un Seguro o implementar una Estrategia de Protección?

El riesgo financiero que puede generar un cese laboral, una enfermedad, un accidente o el fallecimiento de quien provee la mayor parte los ingresos es real y si se presenta, definitivamente tendrá un impacto importante en tu economía o en la de tu familia. Por esta razón es muy importante contar con una estrategia de protección patrimonial que se elabore a partir de una buena planificación financiera. Esta estrategia normalmente está conformada por uno o más productos dependiendo de la edad y las necesidades de cada individuo, por ello es clave contar con el apoyo de un asesor financiero para diseñarla.

Comprar un seguro te puede brindar una sensación de tranquilidad, pero es muy importante que estés seguro de que lo que estás comprando en realidad es lo que realmente necesitas para mitigar los riesgos anteriormente mencionados. Algunos ejemplos:

  • No son pocos los casos de personas que vienen pagando seguros con coberturas que no guardan ninguna relación con su estilo de vida actual y en caso de fallecer, los montos que se pagarán serán insuficientes para que sus familias puedan sostenerse en el tiempo.
  • Muchas personas endosan su único seguro de vida a un banco para reemplazar el seguro de desgravamen de sus créditos hipotecarios, pero si esa persona fallece un porcentaje importante de la cobertura será cobrada por el banco para cancelar la deuda por lo que la familia se quedará con el inmueble, pero sin liquidez.
  • En el caso de seguros de salud, muchas personas se guían por la prima a pagar y a veces no prestan atención a conceptos tan importantes como el porcentaje de coaseguro y la red de clínicas disponible. En el caso de un accidente o enfermedad grave, un mal coaseguro podría exponerlos a tener que asumir gastos excesivamente altos.

Los seguros son productos financieros muy importantes, pero para tener la seguridad de que mitigarán los riesgos y te protegerán como esperas que lo hagan deben ser siempre contratados como parte de una estrategia de protección patrimonial que a su vez sea parte de una adecuada planificación financiera. Una estrategia de protección debe ser personalizada y alineada a tus objetivos, nunca compres un seguro simplemente por comprarlo, consulta siempre con un asesor financiero y asegúrate de que ese asesor no tenga un sesgo por una compañía determinada.

Les compartimos algunos de los puntos más importantes a considerar para establecer una estrategia de protección patrimonial:

  • Establece un fondo de emergencia
  • Protege tu salud y la de tu familia
  • Protege a tus dependientes contra la pérdida de tus ingresos por fallecimiento
  • Protégete a ti y a tus dependientes contra la pérdida de tus ingresos por incapacidad temporal o permanente
  • Planifica tu jubilación

Recomendaciones

Nunca es tarde para establecer una estrategia de protección. Si aún no la tienes, es importante que tengas claro que tú y tu familia se encuentran expuestos a un riesgo financiero alto. Si nunca has realizado un ejercicio de planificación financiera o si lo has hecho, pero no estás seguro de estar contemplando todo lo necesario no te preocupes, contacta con un asesor financiero calificado y él te ayudará a establecer el mejor esquema de protección de acuerdo con tus objetivos y tus necesidades.

¡El mejor momento para empezar es ahora!